Grupo V – Las frutas

Frutas

Vamos a ver cuáles son los beneficios de las frutas, qué aportan a nuestra salud, que vitaminas y que nutrientes nos vamos a encontrar, y el modo en que debemos consumir este tipo de alimento.
Muchos estudios afirman que para estar sano es necesario consumir de manera habitual frutas. Con ello se reduce el riesgo de contraer enfermedades crónicas relacionadas con la circulación, el corazón, e incluso a pesar de ser ricas en azúcares naturales, prevenir la diabetes de tipo 2.

La fruta resulta un alimento óptimo para la salud. Su alto contenido en vitaminas y minerales constituye una fuente de alimentación indispensable para el correcto funcionamiento del organismo.

Fruta fresca

La fibra que contienen las partes más duras de los frutos resulta también beneficioso para mejorar el funcionamiento del tracto digestivo e intestinal. Las personas obesas o con exceso de peso pueden beneficiarse al consumir frutas ya que son una excelente fuente de energía con muy poca grasa y que aporta los nutrientes necesarios para desarrollar el resto de funciones corporales.

Razones para consumir más frutas:

El cuerpo humano requiere de un cierto número de nutrientes en cantidades específicas y obtenidos de manera natural. Las frutas, por suerte, contienen una amplia cantidad de nutrientes y permiten que el cuerpo los pueda aprovechar casi por completo.

Posiblemente no haya otro alimento que se aproveche mejor que las frutas. El resto de alimentos contienen demasiadas sustancias que no llegan a ser aprovechadas y que necesitan de la activación de los mecanismo de limpieza corporales, filtración de sustancias y eliminación final por el intestino y uretra. Para ello, se requiere que las frutas sean consumidas en estado crudo, ecológicas o sin productos tóxicos añadidos, y evitando mezclar distintas frutas en la misma comida.

Se suele recomendar consumir la fruta media hora antes de las comidas, porque precisamente media hora es lo que tarda en atravesar el estómago y pasar al torrente sanguíneo.

Si por el contrario consumimos la fruta al final de una copiosa comida, a modo de postre, tal y como viene siendo costumbre en la mayoría de países desarrollados. El resultado es bien distinto. La fruta se mezcla con el resto de comida y no atraviesa el estómago. Se queda y se fermenta, dando lugar a reacciones químicas perjudiciales que no aportan beneficios para la salud.

La fruta es la alternativa más saludable para comer entre comidas. Debemos evitar los alimentos procesados o las chocolatinas. Y no hay mejor sustituto que una pieza de fruta a media mañana, o para merendar. Su consumo regular aporta un bienestar emocional tanto en adultos como en jóvenes, y algunos estudios sugieren que un buen estado de ánimo emocional induce al apetito a elegir alimentos más saludables, mientras que los estados de tristeza o depresión, tienden a preferir los alimentos más dañinos, con alta concentración en grasas y azúcares.

La fruta es pura energía. Su contenido en fructosa aporta una serie de calorías de rápida combustión, por lo que resulta ideal tanto para deportistas como para personas que requieran cierta actividad laboral, sin sensación de estómago pesado.

Grupo V – Las frutas
5 (100%) 1 vote

Leave a Reply